Capacitación entre libros

Listin Diario                                                                               27  de  Junio 2017
  • Capacitación entre libros
  • Capacitación entre libros
Fénix Hernández
fenix.hernandez@listindiario.com
Santo Domingo
Organizar una biblioteca no es algo que se hace al azar. Tiene su método y rigurosidad para garantizar una búsqueda efectiva y una mayor comprensión de lo que se quiere. Desde el punto de vista científico, existe lo que se llama bibliotecología, que es la disciplina encargada de la organización y administración de las bibliotecas.
Cada día la necesidad de ofrecer un servicio de biblioteca más efectivo, impulsa a que se desarrollen nuevos métodos y formas para lograr cubrir esas demandas. Es a partir de ello que surge la maestría en Bibliotecología y Ciencias de la Información.
La iniciativa de esta propuesta de modernización es que enseña a organizar la información con modalidad semipresencial hacia donde se dirigen los futuros profesionales, es de las autoridades de la Pontificia Universidad Católica Madre y Maestra (Pucmm).
Dulce María Núñez, directora del Sistema de Bibliotecas de la casa de altos estudios, cuenta que las estructuras para la gestión de esta capacitación, se hace mediante una plataforma digital con los más altos estándares de calidad. Este programa comienza desde agosto con una duración de dos años.
“Las principales organizaciones del país exigen egresados en el área de la Bibliotecología, que estén bien preparados. Nosotros lo que buscamos es reforzar los conocimientos de estos profesionales, pero de una manera avanzada, novedosa y adaptada a los nuevos tiempos y a las necesidades de los usuarios. De hecho, ya hemos recibido un premio en Puerto Rico por ser la primera universidad en impartir esta especialidad”.
En la actualidad, no hay dominicanos que tengan la especialidad. La capacitación que tienen la han obtenido de las experiencias de profesionales extranjeros. Con esta propuesta, los organizadores de la maestría buscan contribuir a que esta área cada vez tenga mejores y mayores exponentes, sobre todo para ajustarse a un mundo cada día más globalizado y competitivo.
01
Algunos objetivos

ï Capacitar profesionales con liderazgo y visión proactiva capaces de diseñar, crear y ejecutar proyectos que contribuyan a la implementación de servicios de información innovadores para actuar como promotores de los cambios que demandan los usuarios de hoy.
ï Desarrollar actitudes éticas para el ejercicio de la profesión conforme a los mandatos de asociaciones como ALA e IFLA.
ï Formar profesionales calificados para gestionar los sistemas de información del país.
ï Formar especialistas en la organización y recuperación de la información, aplicando estándares internacionales y utilizando herramientas tecnológicas.
Conociendo mejor el espacio del libro  
“Es tanto contenido que existe en la era de la información que, realmente está dispersa en toda la web de la Internet y hay una necesidad de aprender sobre sus sistemas con el propósito de que el estudiante tenga acceso a esos recursos respondiendo a estándares internacionales”, considera Dulce María Núñez, directora general del Sistema de Bibliotecas de la Pontificia Universidad Católica Madre y Maestra (Pucmm).
Teniendo clara esta realidad, es que se aprestan a impartir en el mes de agosto de este año, una maestría en Bibliotecología y Ciencias de la Información.
La idea nace luego de los resultados obtenidos mediante un censo de la Biblioteca Nacional, que actualmente tiene 1,437 bibliotecas públicas, escolares y especializadas, los cuales arrojaron que, éstas carecen del recurso humano calificado. Disponen de 965 empleados, de los cuales, 3% no ha realizado estudios auxiliares para desenvolverse en el área. El 7% tiene la formación bibliotecaria y un 45% de los profesionales pertenece a otras áreas.
Núñez explica que, de acuerdo a informes internacionales, esta realidad constituye un aspecto crítico porque el Ministerio de Educación Superior, Ciencia y Tecnología (Mescyt), los evalúa solo a través de sus reglamentos acreditándolos para conocer la calidad, el componente de la gran importancia en cuanto a conexiones, diferentes soportes, ya sean físico, digital o datos para conectarse con las informaciones. “Cuando realmente, la ley del derecho de autor, establece que las bibliotecas son las llamadas a educar a cada usuario y maestro, sobre el uso ético de la información en universidades y escuelas, citando en donde se encuentran libros, imágenes, documentos o revistas”, puntualiza.
Sostiene que en países más desarrollados que República Dominicana, como Estados Unidos y México, ofrecen el programa a nivel de licenciatura y doctorado. Resalta la académica que, en pleno siglo 21, en las bibliotecas no hay políticas ni suficiente personal para brindar un servicio de calidad a un usuario cada vez más exigente.
“En España e Iberoamérica cuentan con buenas escuelas y universidades en el área de Bibliotecología con suficientes ‘rankings’ y un alcance cada vez más promisorio”.