Buena temporada muerta para los relevistas

Listin Diario                                                                                     12 de Enero 2018
  • Buena temporada muerta para los relevistas
Kevin Cabral
kevcabral@hotmail.com
En esta temporada muerta carente de actividad, los relevistas han recibido mucho más atención de los equipos que cualquier otra posición.
Mientras tanto, los principales abridores y jugadores de ofensiva (con algunas raras excepciones como Carlos Santana y Jay Bruce) continúan desempleados esperando definición de sus situaciones. En ese sentido, el mercado se ha comportado de manera distinta a lo que veíamos en el pasado, cuando los equipos priorizaban la adquisición de esa clase de jugadores para luego trabajar en su cuerpo de relevistas.
Es hasta cierto punto lógico lo que ha sucedido en estos meses, a medida que las organizaciones reducen la carga de trabajo de sus iniciadores mientras enfatizan la construcción de un bullpen poderoso y profundo.
El año pasado, el lanzador abridor no completó seis entradas en prácticamente el 50% de los juegos celebrados en Grandes Ligas. En 2017, tuvimos apenas 15 abridores que alcanzaron 200 entradas lanzadas, una proporción de uno cada dos equipos. Para poner ese número en contexto, noten que en 2012 fueron 30 los iniciadores que cubrieron esa cantidad de episodios, mientras que en 2000 el total fue 36.
Si nos remontamos más atrás, en 1975 un total de 57 lanzadores llegaron a 200 episodios (cinco excedieron las 300 entradas) en una época en que existían 24 equipos en lugar de los 30 en esta época.
El juego ha cambiado de manera considerable, y por eso los equipos no han escatimado esfuerzos ni recursos en fortalecer la parte trasera de su cuerpo de pitcheo.
A continuación, revisamos los acuerdos de relevistas más importantes en el actual período de agencia libre:
Wade Davis, Colorado
Davis ha sido uno de los mejores cerradores del béisbol a partir de 2015, convirtiendo el 94% de las situaciones de salvamento y ponchando casi 11 bateadores por cada nueve entradas lanzadas. Pero entendemos que los Rockies sobrepagaron para adquirirlo (US$52 Millones por tres temporadas), tomando en cuenta que su “stuff” ha mermado ligeramente y que los cerradores por definición tienden a ser volátiles. Algunos puntos que posiblemente tomaron en cuenta: Las condiciones en Colorado provocan que los abridores se desgasten temprano con frecuencia, por lo que un bullpen sólido es más importante que en situaciones normales. Además, el staff de los Rockies está formado por jóvenes que devengan bajos salarios, creando la posibilidad de invertir más agresivamente en el bullpen. Además, Davis ha probado su clase cuando ha estado 100% saludable.
Bryan Shaw, Colorado
Los Rockies y su gerente general Jeff Bridich no se conformaron con atraer a Davis. Un par de semanas antes, habían firmado a uno de los relevistas intermedios más valiosos del negocio, un real “brazo de goma”: Bryan Shaw. Shaw ha sido fundamental en el éxito reciente de los Indios de Cleveland. En cinco años bajo la tutela de Terry Francona, promedió 76 presentaciones por temporada con promedio de carreras limpias de 3.11 en ese lapso. Fue líder de la LA en apariciones en tres de las últimas cinco estaciones. La única interrogante con Shaw es si llegará el día en que la carga de trabajo pase factura.
Brandon Morrow, Cachorros
Theo Epstein y su grupo gerencial se jugaron una carta al otorgarle un contrato de dos temporadas y US$21 Millones a Morrow, quien brilló con los Dodgers en 2017 luego de años afectado por cirugías en su codo y hombro unidas a su condición de diabético. Finalmente saludable, utilizó una bola rápida que promedió velocidad de 98 mph un cutter a 93 y un slider a 89 mph para dominar a la oposición en 45 relevos. Su talento es incuestionable, pero hay que preguntarse si podrá tomar la pelota con regularidad durante la vida de este nuevo contrato.
Mike Minor, Texas
Minor parecía encaminado al estrellato como abridor cuando pertenecía a los Bravos de Atlanta. Hasta que una lesión en el hombro que necesitó cirugía arruinó su temporada de 2014 y lo obligó a perder las dos siguientes. Resurgió el año pasado como relevista, gracias a una segunda oportunidad que le otorgó el gerente de los Reales de Kansas City Dayton Moore, quien lo había reclutado para el béisbol profesional en sus años con los Bravos. Minor tuvo un PCL de 2.55 y WHIP de 1.02 en 65 partidos como relevista para los Reales. Eso le permitió conseguir un pacto de tres temporadas con los Vigilantes de Texas, equipo en el que tendrá una oportunidad de regresar a su rol original de abridor.
Juan Nicasio, Seattle
El dominicano utilizó una muy buena temporada con tres equipos como trampolín para conseguir el primer contrato multianual de su carrera, US$17 Millones por dos años con Seattle. Nicasio tuvo un excelente final luego de llegar a los Cardenales de St. Louis en Septiembre, compilando efectividad de 1.64 y cuatro salvamentos en nueve presentaciones. Su “stuff” es premium, especialmente su bola rápida, y será uno de los preparadores del cerrador Edwin Díaz. Otros que consiguieron buenos acuerdos: Jake McGee (Colorado), Tommy Hunter (Phillies), Pat Neshek (Phillies), Steve Cishek (Cubs), Joe Smith (Houston), Anthony Swarzak (Mets) y Luke Gregerson (St. Louis).
Nombre más sonorous aún disponibles: Greg Holland y Addison Reed.