Los Cavaliers tratarán de enderezar el camino

Listin Diario                                                                                     05 de Enero 2018
  • Los Cavaliers tratarán de enderezar el camino
    LeBron James y Dwyane Wade, de los Cavaliers de Cleveland, conversan durante el encuentro del miércoles por la noche ante los Celtics de Boston.
Dave McMenamin
Es ese momento del año en el cual la temporada de los Cleveland Cavaliers comienza a salirse un poco del carril, tal como pasó en las tres campañas anteriores. A pesar de ello, con la combinación del pánico de los aficionados, los tuits crípticos de LeBron James y las maniobras de la gerencia, los Cavaliers alcanzaron estar en tres Finales de la NBA consecutivas.
La derrota del miércoles, tras una desastrosa actuación por score 102-88 contra los Boston Celtics, no debería ser tan sorprendente. Cleveland, el equipo con los jugadores más longevos en la liga, estaba jugando la segunda noche de partidos en jornadas consecutivas. Y los Cavaliers jugaban en la carretera tras haber volado en las postrimerías de la noche del martes. Además, se enfrentaban a un equipo de los Celtics que tuvo dos meses y medio para asimilar su derrota ante Cleveland en la jornada inaugural, preparándose así para la revancha.
Habiendo dicho lo anterior, intentar racionalizar las cosas no ayuda a consolar el golpe recibido en la pizarra, como resultado de la actual mala racha de los Cavaliers, que han perdido cinco encuentros de sus últimos siete. Con récord 25-13, están ubicados en el tercer lugar de la Conferencia del Este, a 4 ½ juegos por debajo del líder Boston y a dos por debajo de los dueños del segundo lugar, los Toronto Raptors, contra quienes se enfrentarán posteriormente en su viaje de cinco cotejos.
Tuvieron su segunda peor noche de la temporada en lo que a anotación se refiere en su partido contra los Celtics, convirtiendo apenas el 34.8 por ciento de sus intentos de encestes desde la cancha y de 8-32 en la larga distancia, rompiendo así su cadena de 26 juegos al hilo con por lo menos 10 triples, récord de la franquicia. El único encuentro en el cual los Cavaliers tuvieron peor registro de enceste fue en Navidad contra los Golden State Warriors.
No es solamente el hecho que los Cavaliers se han mostrado tan fuera de forma contra los dos equipos considerados por muchos como los posibles rivales de este equipo en las finales de la Conferencia del Este y las Finales de la NBA. Hasta que los Cavaliers no comiencen a hilar victorias contra los mejores equipos de la liga, esa encendida racha que lograron al acumular 18 triunfos en 19 compromisos parecerá más y más como algo fugaz porque se produjo en su mayor parte contra equipos más débiles.
“Siempre me preocupa que otros equipos mejoren y mejoren”, afirmó James tras la derrota del miércoles. “Pero me preocupa más que nosotros mejoremos y mejoremos. Eso es lo más importante. Washington y, obviamente, este equipo aquí, Miami, están intentando mejorar cada vez más, Toronto juega un baloncesto excepcional en estos momentos. La Conferencia del Este es sumamente buena este año, y hoy en día no somos tan buenos. (Éramos) grandiosos, (ahora) no estamos tan bien. Veremos que ocurre después. Pero siempre hay que estar preocupado por tus competidores, claro que sí”.
MANEJAR LA ROTACIÓN
James tiene razón en concentrarse en los Cavaliers antes de pensar en la competencia. Hoy en día, parece que el mayor reto para él es tratar de entender cómo manejar la rotación y jugar con nuevas alineaciones producto de la integración de Tristan Thompson e Isaiah Thomas.
“Es algo nuevo para todos nosotros, es algo nuevo para el entrenador (Tyronn Lue), es nuevo para nosotros”, indicó Thompson recientemente a ESPN. “T-Lue, sabe lo que aporto; sé lo que él espera de mi parte.