Ca'n Joan de S’Aigo, la heladería favorita de la reina Sofía


MSN                                                                                                   21 de Agosto 2018



Ofrecen el helado de almendras más antiguo de la isla. Su decoración tradicional es otro de sus puntos fuertes.
A la reina Sofía podemos verla pasear por las calles de Palma como una veraneante más. De hecho, es uno de los pocos miembros de la familia real española que pasa todas sus vacaciones en la capital de la isla de Mallorca.
Ahora también sabemos cual es su heladería favorita, un local emblemático en el centro de la ciudad con más de trescientos años de historia.
C’an Joan de S’aigo, que así se llama la heladería y churrería más conocida de Palma, presume de ser de los establecimientos de churros más antiguos de Europa. 
Desde hace casi dos años, Pere Joan Massanet es quien regenta los dos locales de esta heladería de tradición familiar en el centro. Fundada en el año 1700 por Joan de S’aigo, un empresario de la zona que se encargaba de recoger nieves de la sierra de Tramuntana para almacenarla y refrigerar alimentos en verano. Pionero de los hielos con sabores y de los helados de almendra en la isla, su negocio se convirtió con los años en un referente gastronómico.
En los últimos meses a los locales de la calle Sanç y de la calle Baró de Santa María del Sepulcre se ha sumado otro en una conocida zona comercial. Aunque el más antiguo y frecuentado es el primero, doña Sofía es cliente habitual en el segundo.
Los que visitan el lugar, especialmente concurrido por la tarde, acuden en busca de las mejores ensaimadas de Palma. Pero no es el único antojo dulce que tienen en sus mostradores. Otro de los productos más vendidos son los helados de leche merengada. A los sabores mencionados hay que sumarle otros como cava, café, albaricoque, fresones, chocolate, vainilla y avellana.
En Tripadvisor los clientes son muy activos con sus comentarios. Todo el que prueba un helado artesanal de los suyos repite, adoran las ensalmadas y la decoración tradicional. El estilo que les caracteriza es clásico con mesas de mármol y sillas y lámparas centenarias. Las críticas negativas se las toman con profesionalidad. El mismo gerente contesta a los comentarios, interesado por la opinión de los usuarios, con el objetivo de mejorar el servicio.