20 alimentos que pueden salvar tu corazón


WebMD                                                                                          09 de Noviembre 2018

Tomillo, Sabio, Romero Y Orégano

Hierbas frescas

Cuando agrega estos a los alimentos en lugar de sal y grasa, está haciendo una elección saludable para el corazón. Añaden sabor sin las cosas malas. Las especias y otros alimentos son formas deliciosas de comer inteligentes para el corazón.
Plato De Frijoles Negros

Frijoles negros

Los frijoles negros suaves y tiernos están llenos de nutrientes saludables para el corazón. El folato, los antioxidantes y el magnesio pueden ayudar a disminuir la presión arterial. Su fibra ayuda a controlar tanto el colesterol como los niveles de azúcar en la sangre. Agregue los frijoles para aumentar las sopas y ensaladas.
Consejo de preparación : Enjuague los frijoles enlatados para eliminar la sal adicional.

Copa de vino tinto

Vino Tinto y Resveratrol

Si bebe alcohol, un poco de vino tinto puede ser una opción saludable para el corazón. El resveratrol y las catequinas, dos antioxidantes en el vino tinto, pueden proteger las paredes arteriales. El alcohol también puede aumentar el HDL, el colesterol bueno.
Consejo: Demasiado alcohol duele el corazón. No tome más de una bebida al día para mujeres o dos bebidas para hombres. Es mejor hablar primero con su médico. El alcohol puede causar problemas para las personas que toman aspirina y otros medicamentos.
Filete De Salmón, Eneldo Y Cuña De Limón

Salmón: Super Comida

Un alimento superior para la salud del corazón, es rico en ácidos grasos omega-3. Los omega-3 son grasas saludables que pueden disminuir el riesgo de trastornos del ritmo cardíaco y disminuir la presión arterial. También pueden disminuir los triglicéridos y frenar la inflamación. La American Heart Association recomienda dos porciones de salmón u otro pescado graso a la semana.
Consejo de cocina: Hornee el salmón en papel de aluminio con hierbas y verduras. Mezcle el salmón extra cocido en tacos de pescado y ensaladas.
Ensalada De Atún Con Verduras

Atún para Omega-3

A menudo más barato que el salmón, el atún también tiene omega-3. El atún blanco (atún blanco) tiene más ácidos grasos omega-3 que otras variedades de atún. Pruebe asar el filete de atún con eneldo y limón. Incluya también estas otras fuentes de omega-3: caballa, arenque, trucha de lago, sardinas y anchoas.
Consejo de salud: elija atún empacado en agua, no en aceite, para mantenerlo saludable para el corazón.
Cucharada de aceite de oliva

Aceite de oliva

Este aceite es una grasa saludable hecha de aceitunas aplastadas. Es rico en antioxidantes saludables para el corazón. Pueden proteger sus vasos sanguíneos. Cuando el aceite de oliva reemplaza las grasas saturadas (como la mantequilla), puede ayudar a reducir los niveles de colesterol. Pruébelo en ensaladas y verduras cocidas, o con pan.
Sugerencia de sabor: para obtener el mejor sabor, busque prensado en frío y úselo dentro de los 6 meses.
Mitades de nuez

Nueces

Un pequeño puñado de nueces al día puede reducir su colesterol. También puede proteger contra la inflamación en las arterias de su corazón. Las nueces están llenas de ácidos grasos omega-3, grasas saludables llamadas grasas monoinsaturadas, esteroles vegetales y fibra. Los beneficios vienen cuando las nueces reemplazan las grasas malas, como las que se encuentran en los chips y las galletas.
Consejo: Prueba el aceite de nuez en aderezos para ensaladas.
Tazón de Almendras

Almendras

Las almendras picadas van bien con las verduras, el pescado, el pollo y los postres. Tienen esteroles vegetales, fibra y grasas saludables para el corazón. Las almendras pueden ayudar a reducir el colesterol LDL "malo". Toma un pequeño puñado al día.
Sugerencia de sabor: Tueste para potenciar su sabor cremoso y suave.
Habichuelas verdes

edamame

Es posible que haya visto esto como un aperitivo en un restaurante asiático. Edamame es la palabra japonesa para la soja. La proteína de soja puede ayudar a reducir los niveles de colesterol. Una taza de edamame también tiene 8 gramos de fibra saludable para el corazón. Para obtener esa cantidad de fibra del pan integral, deberías comer aproximadamente cuatro rebanadas.
Consejo: tome edamame congelado, hierva y luego sirva caliente en la vaina. Sacar los frijoles deliciosos de la vaina dura es un bocadillo satisfactorio.
Sopa De Miso Con Tofu

tofu

Come tofu y obtendrás una gran forma de proteína de soya vegetariana con minerales saludables para el corazón, fibra y grasas poliinsaturadas. Puede tomar el sabor de las especias o salsas que usas para cocinarlo.
Consejos:  Picar el tofu firme, marinar, luego asar a la parrilla o sofreír, sin dejar aceite. Agregue tofu a las sopas para obtener proteínas con poca grasa agregada.
Batata sin cocer

Patatas dulces

Cambia las papas blancas por las batatas. Con un índice glucémico bajo, estas partículas no causarán un aumento rápido en el azúcar en la sangre. También tienen fibra, vitamina A y licopeno.
Sugerencia de sabor: Aumente su dulzura natural con una pizca de canela y jugo de limón en lugar de ingredientes azucarados.
Rodaja de naranja

Naranjas

Dulces y jugosas, las naranjas tienen la pectina de fibra que combate el colesterol. También tienen potasio, que ayuda a controlar la presión arterial. En un estudio, 2 tazas de DO al día aumentaron la salud de los vasos sanguíneos. También bajó la presión arterial en los hombres.
Consejo de nutrición: una naranja mediana tiene aproximadamente 62 calorías y 3 gramos de fibra.
Hoja de acelga roja

Acelgas

Esta verdura de hoja verde oscura es rica en potasio y magnesio. Estos minerales ayudan a controlar la presión arterial. La acelga suiza también contiene fibra saludable para el corazón, vitamina A y los antioxidantes luteína y zeaxantina. Intente servirlo con carnes a la parrilla o como cama para el pescado.
Consejo de preparación: Saltéalo con aceite de oliva y ajo hasta que se marchite. Sazonar con hierbas y pimienta.
Cebada Cruda

Cebada

Pruebe este grano entero de nuez en lugar de arroz. También puede cocer la cebada a fuego lento en sopas y guisos. La fibra en la cebada puede ayudar a reducir los niveles de colesterol. También puede disminuir los niveles de azúcar en la sangre.
Consejo: Conoce tu cebada. La cebada descascarillada o de grano entero es la más nutritiva. Sémola de cebada tostada y molida. Hacen un buen cereal o como acompañamiento. La cebada perlada es rápida, pero se ha eliminado gran parte de la fibra saludable para el corazón.
Avena Con Arándanos

Harina de avena

Un tazón de avena caliente lo llena por horas, combate los ataques de bocadillos y ayuda a mantener los niveles de azúcar en la sangre estables con el tiempo, lo que también es útil para las personas con diabetes. La fibra de avena puede ayudar a su corazón al reducir el colesterol malo (LDL). Los mejores resultados provienen del uso de avena de corte de acero o cocción lenta.
Consejo para hornear: ¿ Hacer panqueques, muffins u otros productos horneados? Intercambia un tercio de la harina y pon la avena en su lugar.
Surtido de semillas de lino

Semilla de lino

Esta brillante semilla de color miel tiene tres cosas que son buenas para su corazón: fibra, fitoquímicos llamados lignanos y ácidos grasos omega-3.
Consejo:  moler la linaza para la mejor nutrición. Agréguelo a los cereales, productos horneados, yogurt o mostaza en un sándwich.
Cucharada de yogur con frambuesa

Yogur bajo en grasa

Cuando piensa en los productos lácteos, probablemente piense: “¡Bien por mis huesos!” Estos alimentos también pueden ayudar a controlar la presión arterial alta. El yogur es rico en calcio y potasio. Para aumentar realmente el calcio y minimizar la grasa, elija variedades bajas en grasa.
Tina de Margarina

Alimentos Fortificados Con Esteroles

Algunas margarinas, leches de soja, leches de almendras y jugos de naranja tienen esteroles y estanoles que combaten el colesterol. Estos extractos de plantas bloquean su intestino de absorber el colesterol. Pueden reducir los niveles de LDL en un 10% sin alterar el colesterol bueno.
Cerezas frescas

Guindas

Las cerezas dulces, las agridulces, las cerezas secas y el jugo de cereza son buenos. Todos están llenos de un antioxidante llamado antocianinas. Se cree que ayudan a proteger los vasos sanguíneos.
Obtenga más: espolvoree las cerezas secas en el cereal, la masa para muffins, las ensaladas verdes y el arroz salvaje.
Cucharada de arándanos

Arándanos

Los arándanos son simplemente brillantes cuando se trata de nutrición. Tienen antocianinas, esos antioxidantes que ayudan a los vasos sanguíneos. Esos antioxidantes dan a las bayas su color azul oscuro. Los arándanos también tienen fibra y más de un puñado de otros grandes nutrientes. Agregue arándanos frescos o secos a los cereales, panqueques o yogur.
Idea del postre: Haga un puré de un lote para obtener una salsa dulce que puede usar como salsa o para rociar con otras golosinas.