Situación de apremio


Listin Diario                                                                                     13 de Abril 2019

  • Situación de apremio
Tony Piña Cámpora
tonypinacampora@gmail.com
Según la versión de MLB, el año pasado quien consiguió el mejor promedio de bateo en Situación de Presión, entre los que agotaron un mínimo de cincuenta turnos, fue Kevin Pillar con .400. Se considera que un jugador batea bajo presión, “Late-inning Pressure Situations (LIPS)” en inglés, cuando el juego está en el séptimo episodio o adelante y su equipo se encuentra abajo por tres o menos carreras, empatado o arriba por una. Si las bases están llenas y se está abajo por cuatro anotaciones, también se considera que se batea bajo presión. Esa  estadística, desarrollada originalmente por Elias Sport Bureau en 1985, fue un intento por responder la interrogante de si realmente existen los bateadores en el “clutch”. Otras versiones cuyos resultados difieren a los que emite MLB coexisten en un amplio escenario.
Tomando como válido el método señalado dado el crédito de los autores, emergen datos interesantes. A Pillar le siguieron Dee Gordon (.382) y Jean Segura (.375) y al haber sido ellos los que principalmente se combinaron para el resguardo del centro del cuadro interior de los Marineros ese detalle agrega valor a los resultados de esa pareja. Segura, además, fue el único dominicano entre los veinte mejores.
Resalta la presencia de Dansby Swanson entre los líderes con un sólido .371. Reconocido como torpedero de gran mérito defensivo para los Bravos, ese peso crece al conocerse que en la campaña disparó para .238. Su contribución ofensiva bateando en las circunstancias señaladas está a la altura de la que hizo defensivamente, que fue básica para el sorpresivo éxito del conjunto.
En la liga Americana la gran sorpresa de 2018 la constituyeron los Atléticos con sus 97 triunfos. Una causa que favoreció enormemente la obtención de esa meta no ha sido debidamente divulgada.  
Khris Davis y Stephen Piscotty formaron un dúo aterrador para los rivales en las entradas finales de los juegos con cerrada anotación, alcanzando slugging de .652 y .649 con nueve y cinco cuadrangulares, respectivamente. Los jonrones de Davis fueron la máxima cantidad en ese escenario, al mismo tiempo que encabezó las ligas mayores con 48.