Boxeo se sacudió el mono de la espalda con oro Panam


Listin Diario                                                                                      14 de Agosto 2019

  • Boxeo se sacudió el mono de la espalda con oro Panam
    El director de Listín Diario, Miguel Franjul, saludó y conversó con los atletas de boxeo y levantamientos de pesa que visitaron la sede de este diario; en la foto comparte sus impresiones con los atletas junto al editor deportivo Héctor J. Cruz ./JOSÉ ALBERTO MALDONADO.
  • Boxeo se sacudió el mono de la espalda con oro Panam
Yoel Adames F.
yadames2003@yahoo.com
Santo Domingo, RD
Al boxeo no le interesa volver a ser el “Buque Insignia” del deporte nacional; respeta, pero no envidia a nadie.
“Nosotros podemos tener un mal resultado, incluso, malas rachas como cualquiera; pero todo el mundo sabe de la calidad de nuestros muchachos, de cómo se entregan en el ring y de qué son capaces cuando salen a representar su bandera”, dijo el entrenador de la selección nacional Armando Hernández, cubano nacionalizado dominicano, luego de que la tropa que dirige se agenciara en masculino 4 medallas: un oro, dos plata y un bronce; y las dos damas que asistieron apartaron al medallero dos bronce durante los recién finalizado Juegos Panamericanos de Lima, Perú.
La jornada dominicana en Lima subió a tres representantes a la ronda de oro y aun cuando el público protestó algunas decisiones, escaparon con autoridad con un oro ante uno de los campeones cubanos más cotizados, Yosbany Veitía.
“Me olvidé de quién era, de sus logros, yo solo quería golpearlo, marcarle muchos puntos y aproveché que vino a pelear porque él depende de sus piernas y su velocidad. En el segundo round me sacó de concentración, pero al final pude retomar y vencerlo claro, aun cuando la decisión fue 4-1”, narra el joven peso mosca de 22 años, nativo de Hato Mayor.
“Uno viene a apostar la vida, a buscar el bienestar de la familia y ahí mismo se olvida si es un campeón olímpico, del mundo o su nacionalidadÖ ojalá mi esfuerzo lo tomen en cuenta las autoridades porque nosotros somos una familia pobre”, se define el medallista de oro.
El boxeo olímpico dominicano resurgió en Lima con el oro de Rodrigo, fue en 1995 cuando el pugilismo ganó su primera dorada en Mar del Plata, Argentina, con los puños del también peso mosca Joan Guzmán, quien fue apoyado por sus compañeros Johnny Nolasco, Luis E. José y Gabriel Hernández con tres chatas de bronce.
De anfitrión, en el 2003, el boxeo panamericano tuvo de protagonista a Juan Ubaldo Cabrera, ganador de medalla de oro de los welters; Juan Carlos Payano e Isidro Mosquea, conquistaron plata y Félix Díaz y Jonathan Batista, bronce.   
Dominio de antaño
Desde 1946 cuando el país debutó en sus primeros juegos oficiales, Centroamericanos y del Caribe, a nivel internacional, el boxeo dominicano fue el deporte de mayor impacto logrando 5 medallas con igual número de participantes: tres de oro, una plata y un bronce.
Durante más seis décadas se mantuvo a la vanguardia dentro de las competencias del ciclo olímpico.
 “El boxeo es nuestro Buque Insignia”, “El boxeo es la mayor esperanza de RD”, eran para entonces los tradicionales títulos de los diarios en cada salida a Juegos Centroamericanos y del Caribe, Panamericanos y Olímpicos recaía sobre los hombros de los chicos del ring.
“Debimos ganar por lo menos tres medallas de oro, pero había cubanos dirigiendo hasta el agua que nos bebíamos, en el pesaje, dirigían los jueces y árbitros, y el director general. Todo era cubano, además de la calidad de sus atletas, así es muy difícil de ganar. Por eso creo que el gobierno, las autoridades, deben de darle todo lo que necesiten estos muchachos para continuar con éxito, han subido la bandera muy alta”, resumió el comunicador Héctor García, quien fungió como delegado del equipo de boxeo.
Rezagado. 
En los Juegos Panamericanos de Winnipeg 1999, el boxeo se fue en blanco (sin medalla) en su peor actuación.
Brasil.
Tras el éxito de Juan Ubaldo con el oro en Santo Domingo 2003, en Río 2007 no se consiguió nada dorado.
Oscuridad.
Las dos siguientes citas panamericanas, en Guadalajara 2011 y en Toronto 2015, el boxeo siguió sin hallar el oro.