¡Aquí las pruebas de la campaña sucia!

Listin Diario
Puntos de vista martes, 16 de junio de 2020
  • ¡Aquí las pruebas de la campaña sucia!
Tony Rafull
Su voz alta se escuchó en el Congreso Nacional, en defensa de los humildes y mayorías nacionales. Ninguna voz fue más alta que la de ella con apego a los principios éticos de la sociedad. Mientras otros se regodeaban en poltronas patronales y en organismos para estatales, parasitando bajo las premisas de la complicidad y el perjuro, ella surgió como un relámpago en medio de la oscuridad de contratos y operaciones lesivas al interés nacional. En aquel gran debate nacional, cotidiano legislativo, ella se convirtió en la oposición más activa y firme contra los desafueros del régimen. Insobornable, digna, ética, en cuya voz tronaba el interés nacional y la defensa de los valores sociales, concitando la aversión de toda la polilla palaciega, para quien ella representa la negación de todas sus acciones censurables. Aquí están las pruebas de la campaña sucia, sobre todo para algunos pusilánimes, que ser arredran ante los cambios democráticos que exigen la lucha sin tregua contra la corrupción estatal y privada.
1°. Faride Raful ejerció la crítica contra la permanencia de haitianos ilegales en territorio nacional y culpó al gobierno de su entrada, denunció las complicidades del aparato militar en la frontera y las comisiones de gravámenes para fines de enriquecimiento de mafias civiles y militares. Sin embargo la jauría la acusa de ser pro haitiana. ¿Habíase visto tal despropósito?
2°. Faride ha defendido el mandato constitucional de la libertad de cultos, proponiendo la lectura de la Biblia en las escuelas y junto a ella la lectura de otros textos religiosos y creyentes si fuera solicitado. Sin embargo la acusan de pedir que se prohíba la Biblia en las escuelas. Verdaderos farsantes, bodrios y santurrones con dobles vidas, mienten a sabiendas de que cometen perjurio. El papa Francisco la recibió en el Vaticano, y la felicitó por su trabajo legislativo en Santo Domingo, por su lucha contra la corrupción y por su fe cristiana. Pero aquí, loros amaestrados, repiten una mentira para intentar convertirla en verdad. Por igual, Faride tiene vínculos importantes con numerosos templos evangélicos y ha sostenido diálogos con pastores y feligreses, creyentes en Dios y sus mandatos. Aquí la campaña sucia repite que Faride quiere que prohíban la Biblia. ¡Bárbaros!
3°. Faride ha planteado en varias ocasiones que ella es pro vida. Ha señalado que en aquellos casos en los cuales el feto sea inviable por prescripción médica y esté en peligro la vida de la madre, siempre y cuando ocurra en las primeras semanas, se debe defender la vida. Sin embargo, dicen que ella defiende el aborto cuando en realidad ha combatido las clínicas ilegales y las complicidades inmorales. Los intereses bastardos se unen en la distorsión y la felonía.
4°. Faride ha dicho y proclamado que no está de acuerdo con el matrimonio gay, explica que la Constitución lo prohíbe, y defiende la familia dominicana. Ella es el mejor ejemplo, como madre y compañera. Pero dicen que ella defiende la agenda LGBT. ¿Dónde, cuándo? Mentira monstruosa parida por monstruos y cancerberos.