6 efectos que el desorden provoca en tu vida

Diario Libre

23 de julio 2020

Todos lo sabemos: el orden transmite paz, armonía, tranquilidad. ¿Por qué dejas entonces que el caos se adueñe de tu vida? Si todavía crees que esto no afecta, te contamos por qué es un tan asunto serio que afecta no solo tu salud (física y mental) sino la de toda tu familia. Tanto así que erradicarlo debería ser tu prioridad número uno.
1. Provoca cansancio. El desorden implica un cansancio extra cuando llega el final del día, ya que el cerebro permanecerá en un estado de incertidumbre todo el tiempo. Por eso, es recomendable mantener el hogar limpio y ordenado para que todo fluya.
2. Aumenta el nivel de estrés. Los expertos en psicología afirman que el cortisol, la hormona del estrés, se dispara ante una situación de desconcierto o embrollo. Y es que el desorden físico que podemos encontrar en el hogar también sobrecarga nuestros sentidos y nos genera una sensación de desesperación.
6 efectos que el desorden provoca en tu vida











3. Es un ladrón del tiempo. El caos de tu hogar te obligará a invertir un tiempo precioso buscando aquello que deseas localizar. Además, hará que emplees más recursos en tareas que podrían estar fácilmente bajo control con un sistema organizado, y te quitará tiempo y energías para destinar a otras ocupaciones, como el cuidado de la familia, el tiempo de ocio, el deporte...

4. Puede causar depresión. Puede que creas que el desorden no te afecta lo más mínimo, cuando en realidad no te deja avanzar. Si comienzas a poner orden en tu casa, a mantenerla limpia y organizada, aunque solo sea para ti mismo, tu estado de ánimo irá mejorando, te darán ganas de activarte más, de embarcarte en proyectos nuevos y hasta querrás comprar cosas bonitas para la casa y para ti, porque tu actitud será más positiva.
6 efectos que el desorden provoca en tu vida











5. Causa tensión en la familia. Tanto desorden y estrés tienen repercusiones en nuestro comportamiento y humor, pero también generan malos hábitos o la inexistencia de rutinas que pueden dar lugar al mal humor y las malas contestaciones cuando tropiezas con un objeto o no encuentras algo que buscas con urgencia. No permitas que las personas que más amas se vean perjudicadas por el desorden y la desorganización de la casa.

6. Afecta a tu salud. La acumulación de cosas en casa hace que la tarea de limpiar el hogar sea más difícil y cualquier pequeño espacio entre tus pertenencias amontonadas puede llenarse de polvo y aumentar el riesgo de alergias al convertirse en un refugio de gérmenes y ácaros.
¿Sabías que con un sistema sencillo de organización, y construyendo un hogar armónico, podrías aliviar gran parte del malestar emocional, e incluso acabar con algunas dolencias físicas? Además, mejorarás tu estado de ánimo, subirá tu autoestima, y dispondrás de tiempo extra para dedicarte a esas cosas que más te gustan.