Con LeBron y Davis no basta para Lakers

 Listin Diario

El Deporte jueves, 10 de septiembre de 2020
  • Con LeBron y Davis no basta para Lakers
Alex Rodríguez
rodriguezalexandro@yahoo.es

No hay dudas de que co­mo vayan LeBron James y Anthony Davis irán los Lakers de Los Angeles en lo que resta de los playoffs de la NBA.

Pero con la sola contribución de ellos dos, el equipo orientado por Frank Vogel no tiene la seguridad plena de poder al­canzar el anillo de cam­peón que no gana desde la campaña de 2010.

Sin embargo, si una de esas dos piezas fa­lla, entonces la empresa tendrá tintes de imposi­ble.

Tanto LeBron como Da­vis se han presentado en un modo intratable en la mayor parte de los playoffs, primero an­te los Trail Blazers de Portland y ahora en la segunda ronda frente a los Rockets de Houston.

Davis, el más joven de las Torres Ge­melas Laguneras, es un portento en la defensa y en la ofensiva es un ver­sátil hombre alto que domina en la zona res­tringida y también pue­de atacar desde el perí­metro.

De lo que hace LeBron en una cancha de baloncesto sería llo­ver sobre mojado, pero es que el hombre no solo es una roca sólida, dueño de una extraordinaria condición física a los 35 años, si no que es uno de los más versá­tiles, inteligentes y desprendidos jugado­res en la historia del deporte.

Pero el baloncesto es un juego de equipo y solo con la colaboración de es­tos dos no será suficiente.

Tiene que haber, por lo menos, un ter­cer jugador que demande ser defendido, que la defensa tenga que cuidarlo para que tanto LeBron como Davis puedan accionar con mayor respiro.

Un buen ejemplo lo dio el veterano Rajon Rondo con su labor de 21 tantos y nueve asistencias en el triunfo 112-102 el pasado martes sobre los Rockets para adelantarse con marcador de 2-1 en la semifinal de la Conferencia del Oeste.

Y en los Lakers hay jugadores que lo pueden hacer. Aun con el hoyo dejado por el cambio que trajo a Davis desde el equipo de New Orleans. Kyle Kuzma es uno de ellos de quien siempre se ha es­perado más, pero no da el paso todavía.